Glosario

¿Qué es una consulta en base de datos?

En español normal, consulta significa solicitud de información. ¿Entonces qué es una consulta en el ámbito de la programación? Fácil, es lo mismo; excepto que la información se extrae de una base de datos. Esto es útil para la manipulación de datos: agregar, eliminar y cambiar datos. Así es como usaremos esta palabra en nuestro artículo.

Sin embargo, no solo hay que escribir una “solicitud” aleatoria. Debes escribir tu consulta basándote en un conjunto de códigos predefinidos, de modo que tu base de datos pueda entender la instrucción. Nos referimos a este código como el lenguaje de consulta.

El estándar para la gestión de bases de datos es el Lenguaje de consulta estructurado (SQL, Structured Query Languaje). Recuerda que SQL no es lo mismo que MySQL: el primero es el lenguaje de consulta, el segundo es el software que usa ese lenguaje. Si bien es cierto que SQL es la opción más popular entre los programas de bases de datos, definitivamente no es la única. Otras opciones son AQL, Datalog y DMX.

En cualquier caso, estos lenguajes facilitan la comunicación con la base de datos.

¿Estas empezando en el desarrollo de sitios web? Ofrecemos planes de hosting web con soporte total para pequeñas empresas y jóvenes desarrolladores inteligentes.

Ver más

¿Cómo funciona una consulta?

Digamos que quieres pedir un Café Americano en Starbucks. Haces una solicitud diciendo “¿Un Americano por favor?”. El encargado comprenderá el significado de tu solicitud y te dará el producto solicitado.

Una consulta funciona de la misma manera; le da sentido al código utilizado en cualquier lenguaje de consulta. Ya sea SQL o cualquier otro, tanto el usuario como la base de datos pueden intercambiar información en cualquier momento, siempre que “hablen” el mismo lenguaje.

Ahora puedes estar pensando que realizar una consulta es la única forma de solicitar datos. De hecho, hay bastantes opciones de software de base de datos te permiten utilizar otros métodos. Los más populares son:

  • Uso de los parámetros disponibles

El software, por defecto, tiene listas de parámetros en su menú. Los usuarios pueden elegir uno, y el sistema lo guiará para producir el resultado deseado. Es fácil, pero no flexible y ofrece operaciones limitadas.

  • Consulta mediante ejemplo

El sistema te mostrará un conjunto de códigos con algunas áreas en blanco, en las que puedes escribir y especificar los campos y valores de tus datos.

  • Lenguaje de consulta

Esto es de lo que hemos estado hablando. Debes escribir las consultas desde cero cada vez que quieras manipular los datos. Este método requiere comprender el lenguaje de consulta utilizado por tu software de base de datos. Aunque es complejo, te da un control total sobre tus datos.

Ejemplos de consulta

Ahora que sabemos bastante sobre consultas, ¿por qué no intentar escribir algunas? Ten en cuenta que para este ejercicio usaremos SQL.

Fuente de datos: Participantes (Nombre de la tabla)

Digamos que has recopilado algunos datos de una encuesta. A continuación se muestra un fragmento de tus datos.

IDNombreSexoEdadOcupación
1JuanMasculino17Estudiante
2PedroMasculino26Desempleado
3SaraFemenino34Profesor
4MaríaFemenino34Desempleado

Operaciones

Con SQL puedes escribir las consultas SQL SELECT o SQL ACTION. Como sugiere su nombre, SQL SELECT te permite seleccionar partes de tus datos, y SQL ACTION permite realizar operaciones orientadas a la acción, como eliminar e insertar datos, actualizar valores y crear nuevas tablas. Bueno, veámoslo más claro con el ejemplo:

  • Seleccionar solo las columnas “Nombre” y “Ocupación” de la tabla “Participantes”.

Declaración SQL:

SELECT Nombre, Ocupación FROM Participantes

Resultado:

NombreOcupación
JuanEstudiante
PedroDesempleado
SaraProfesor
MaríaDesempleado
  • Eliminar los datos de los encuestados desempleados.

Declaración SQL:

DELETE FROM Participantes WHERE Ocupación = ‘Desempleado’

Resultado:

IDNombreSexoEdadOcupación
1JuanMasculino17Estudiante
3SaraFemenino34Profesor
  • Insertar una nueva fila que contiene un participante llamado Mario.

Declaración SQL:

INSERT INTO Participantes (ID, Nombre, Sexo, Edad, Ocupación) VALUES (‘5’, ‘Mario’, ‘Masculino’, ’67’, ‘Retirado’)

Resultado:

IDNombreSexoEdadOcupación
1JuanMasculino17Estudiante
2PedroMasculino26Desempleado
3SaraFemenino34Profesor
4MaríaFemenino34Desempleado
5MarioMasculino67Retirado
  • Cambiar la ocupación de Sara a “Director”.

Declaración SQL:

UPDATE Participantes SET Ocupación = ‘Director’ WHERE ID = ‘3’

Resultado:

IDNombreSexoEdadOcupación
1JuanMasculino17Estudiante
2PedroMasculino26Desempleado
3SaraFemenino34Director
4MaríaFemenino34Desempleado

En resumen

Algunas declaraciones SQL como las anteriores son un sólido testimonio de lo que un lenguaje de consulta puede hacer. Te permite tratar tus datos de forma más efectiva. Imagina si tienes miles de filas de datos; manipularlos no tiene por qué ser complicado. Además, la mayoría de los lenguajes de consulta son intuitivos, lo que significa que son fáciles de aprender una vez que entiendes algunas reglas básicas. ¡Pongámonos manos a la obra con las consultas de bases de datos y manejemos nuestros datos como profesionales!

Gustavo B.

Gustavo es un apasionado por la creación de sitios web. Se enfoca en la aplicación de estrategias SEO en Hostinger para España y Latinoamérica, así como la creación de contenidos de alto nivel. Cuando no está aplicando nuevos trucos en WordPress lo puedes encontrar tocando la guitarra, viajando o tomando un curso online.

Agrega un Comentario

Dale clic aquí para dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.